Armonía desde la puerta de entrada

En la reforma integral de este piso de 90 metros en Lleida, buscábamos actualizar la vivienda y armonizar el estilo de todos los espacios. Para ello, elegimos un mismo suelo laminado para todas las estancias, incluido uno de sus baños. Esta solución nos ha permitido crear armonía y continuidad desde la puerta de entrada.

Reforma integral del piso

Las puertas Castalla lacadas en blanco mate, también equilibran la madera del suelo y un tono beig en las paredes cierran el punto cálido de la vivienda.

Una cocina moderna y atemporal en Lleida

En la cocina, optamos por tres colores principales. El blanco para darle ese estilo nórdico, el tono gris en los muebles altos para equilibrar y la encimera de óptica de madera para lograr el punto de calidez.

Acompañando estos tonos, utilizamos también unas baldosas hidráulicas. Una de las tendencias en diseño de interiores de los últimos años. Convirtiéndola así en una cocina moderna y atemporal.

La cocina en L nos permite una distribución perfecta del triángulo de trabajo. Aportando, a su vez, amplitud y comodidad.

Con el mobiliario lacado en blanco mate y los muebles altos con vidrio semiopaco en color gris. La iluminación de este espacio también es clave, permitiendo regular en cada caso la cantidad y tono de la luz necesaria. 

El grifo y fregadero de Blanco lacados en el mismo tono que los muebles altos, combinan a la perfección con el resto de colores. Además, la campana en vidrio blanco de Thermex y los electrodomésticos Siemens terminan de crear la unión perfecta de todos  los elementos que conforman esta cocina. Y por último, para completar el espacio, incluimos un conjunto de mesa y sillas blancas de Cancio. Que se encuentran acompañando al mueble hecho a medida para la zona de desayuno.

Un baño para soñar

Entrar en este baño es un remanso de paz. La elección de todos los elementos que conforman este baño moderno, nos aportan un alto grado de intimidad y disfrute en pocos metros cuadrados.

Las paredes de este espacio se revistieron con porcelánico beig. Por otro lado, en la zona de la ducha se optó por un tono madera. Para la ducha creamos una hornacina a medida revestida en Neolith que permitirá apoyar los productos necesarios. Este detalle nos permite tener un baño más ordenado y conseguir, a la vez, un espacio visual más limpio.

Pero sin duda, el protagonista de este baño es el mueble del lavabo de Salgar y el conjunto de espejos retroiluminados de formas orgánicas de Kyrya.

Otros espacios se diseñaron también con muebles en blanco y madera. Como ocurrió en una de las habitaciones donde además se decoró con un papel pintado con detalles florales. Y es que al final, la calve del éxito está en escoger una buena base de colores y texturas que nos aporten ese equilibrio tan necesario en la reforma de una vivienda como esta.

La reforma integral de este piso de 90 metros en Lleida, transformó por completo el aspecto y la forma en la que ahora sus propietarios disfrutan de cada espacio.